Si tiene cualquier duda gastronómica respecto al consumo de cáñamo en su cocina, consulte a nuestro chef en el apartado Hemp Help y él podrá resolver sus dudas.

La harina de cáñamo se obtiene de las semillas cuando prensamos la semilla o descascaramos la misma y obtenemos una pasta resultante, y ésta mediante un prensado en frío y una molienda después, obtenemos la harina de cáñamo que es rica en fibra y proteína, además de ser ideal para la limpieza de colon. Otra gran característica de la harina de cáñamo es su contenido en ácido gamma-linoléico (GLA). Este ácido es difícil de encontrar en nuestra alimentación, sin embargo nos aporta multitud de beneficios saludables para nuestro organismo tales como afecciones físicas, dermatitis, reducción de la presión sanguínea y activa el sistema metabólico. La harina de cáñamo al ser un subproducto fruto del descascarillado de la semilla de cáñamo, y contener solo la cáscara, hace que esta harina tenga estas concentraciones nutricionales tan elevadas respecto a otras harinas o alimentos que no lo contienen, o lo tienen en cantidades ínfimas.

La harina de cáñamo es ideal como espesante de salsas y sopas, también para hornear aunque es diferente a la harina de maíz. Para ampliar información sobre recetas ver el apartado de Hemp Help y Blog. A continuación se detallan los valores nutricionales de la harina de cáñamo: